Lo especial de mi gente

20160601_104836

Mi gente es poca pero grande. Lo mismo escucha a The Beatles que a Buena Fe, Yomil y el Dany, Silvio Rodríguez o la Charanga Habanera. Les da igual bailar salsa, improvisar un reguetón, que una Macarena, eso sí, a las fiestas vamos con coreografías incluidas.

Mi gente se queja, protesta, debate, habla cuando tiene que hacerlo y cuando no también, pero no se queda callada. A los míos les gusta cubrirse las mentiras y hasta las verdades, hablar de política, sexo, economía, religión, música…. sin tabúes y con el alma en la mano.  Temen y esperan con ansias una graduación, miran fotos de “cuando empezamos” y se ríen de ellos. Lo que más me gusta de mi gente es el nivel de improvisación y coordinación que tienen en estado de emergencia, en serio, se ve como un coro que ha ensayado la presentación durante décadas. Mi gente cree en Dios, en Obbatalá, en Buda, o simplemente no cree en nada. Juega a cazar zombis, criar dragones, mantener una granja o crear un récord en el “2048”.

14915387_1681870238792269_1473019590769780321_n

Ellos prestan libros, sugieren películas, disfrutan de novelas culebrones que llegan en el paquete de la semana y escriben cuentos, crónicas o décimas inspirados en nosotros, como parte o como todo, como los días de cervezas de tres pesos, de escaparnos a estrenar el lugar nuevo donde venden café y compartirlo con un profe que nos sorprendió in fraganti. Los gritos eufóricos, la risa que ahuyenta la discreción, alguien que llora en un parque mientras cuenta su fin de semana, o las que se mudan, o el que cambió de escuela pero tiene un puesto en el aula, la que se fue del país, los que se aburrieron del periodismo y “cambiaron a tiempo”, la última que llegó, o el que se estrena como papá…

He hablado de mi gente con cariño, con desdén, me he molestado con ellos porque llaman mucho por teléfono, o simplemente porque no llaman. Pero hoy es un día especial, porque celebramos juntos el día del estudiante, de los pocos que nos quedan como estudiantes, y mi gente se pone creativa y hace regalitos, que lo mismo te los comes que los guardas para cuando tengas hijos, o para no tenerlos ahora. Pero esa, mi gente, es especial.

Anuncios

Un comentario en “Lo especial de mi gente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s